Inicio Tucumán “Escrachan” con altavoces a los que no cruzan por la esquina

“Escrachan” con altavoces a los que no cruzan por la esquina

566
0

Algunos se sorprendían con la presencia de una cadena de color naranja flúor. Estaba extendida a lo largo de la calle San Martín, entre Muñecas y Maipú, en plena city bancaria. Los casi 100 metros del cordón metálico llamaron la atención el viernes a la mañana de los ocasionales transeúntes que pasaban por la city bancaria. Lo habían colocado de manera estratégica para frenar a los peatones que suelen cruzar la calle a mitad de cuadra.

“¿Qué es esto?”, se preguntaba un grupo de cuatro mujeres, mientras una de ellas levantaba la cadena con la mano derecha para que pudieran pasar las demás como le hacen a los boxeadores cuando suben al ring.

“Señora, usted debe cruzar por la esquina”, dijo una voz latosa, a través de un megáfono.

Era una empleada de la Dirección de Tránsito de la Municipalidad de la capital que estaba asignada al operativo sobre “Educación al Peatón”. El objetivo fue concientizar a los tucumanos sobre la importancia de cruzar la calle por la esquina. De ese modo, se disminuyen los riesgos de terminar siendo víctima de accidentes de tránsito.

No conocen las normas

Enrique Romero, subsecretario de Tránsito y Transporte de la capital, supervisó el operativo que duró hasta las 13.

“Estadísticamente teníamos estipulado que el 75% de los peatones no conocían las normas de tránsito y, ahora con el megáfono, hemos logrado corregir y bajar ese número a un 53% de los peatones respecto de cómo se debe cruzar una calle”, explicó. Parejas de novios o solitarios. Madres apuradas con hijos de la mano. Jóvenes en grupo eran los que cruzaban indebidamente a pesar de la cadena. Levantaban la cadena y después seguían su camino como si nada hubiera sucedido.

Inmunes a un accidente

“A la gente le cuesta entender, porque somos transgresores -remarcó Romero-, nos sentimos inmunes a un accidente, a que nos atropellen, entonces el automovilista conduce con desaprensión precisamente porque se siente inmune y el peatón cruza con desaprensión, muchas veces le tira el cuerpo al vehículo, por sentirse casi un hombre de acero; entonces con el megáfono se corrige esa conducta”, precisó

El funcionario admitió que a algunas personas les molesta que se les señales sus infracciones por megáfono. Por esa razón, se dispuso que las mujeres sean las encargadas de enseñar la forma correcta, ya que normalmente los transeúntes demuestran más respeto hacia ellas.

A las 13 se fueron las empleadas de Tránsito y se dejó la cadena en la vereda de la calle San Martín. En ese momento, muchos volvieron a cometer la infracción.

Fuente La Gaceta

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here