Compartir
Nacionales

Industriales van a la Justicia por las restricciones al azúcar en Córdoba

Algunos bares de la capital cordobesa ya sacaron los sobrecitos de la mesa y ayer el intendente Ramón Mestre aseguró que no dará marcha atrás y que la ordenanza será sancionada, cuando lo haga el Centro Azucarero Argentino iniciará acciones judiciales para que quede sin efecto, considerando el perjuicio a la actividad.

Industriales van a la Justicia por las restricciones al azúcar en Córdoba

El intendente de Córdoba Capital, Ramón Javier Mestre, mantuvo su postura inflexible. Pese a que advirtió que tiene hasta el 27 para promulgar la ordenanza que limita el uso de azúcar en establecimientos gastronómicos de esa ciudad, advirtió que “no hay marcha atrás con el azúcar”, en declaraciones a una radio de aquella provincia.

La decisión que adoptó el jefe municipal no ha hecho más que poner en guardia a los industriales. Por caso, el Centro Azucarero Argentino (CAA) ratificó que accionará judicialmente si la polémica medida entra en vigencia. “Si él (por Mestre) está decidido a promulgarla, no hay dudas que la actividad azucarera -a través del CAA- avanzará en el ámbito judicial”, dijo el titular de la entidad, Fernando Nebbia.

La polémica decisión cordobesa implica “el uso responsable del azúcar” en bares y en restaurantes, por lo que el endulzante natural dejará de ser exhibido y sólo estará disponible si el cliente lo demanda. Cada local deberá colocar un cartel que indique que “el consumo excesivo de azúcar es perjudicial para la salud”. Aún más, la Asociación Diabetes Argentina respaldó la ordenanza, a través de su filial en Córdoba, según reproduce el diario “La Voz”. Según la entidad, el tratamiento de una enfermedad como la diabetes está relacionado con la educación del paciente “que, en términos de alimentación, implica no sólo restringir el consumo de azúcar, sino que debe ir acompañado de otras medidas, tales como: mantener el peso corporal saludable, realizar ejercicios físicos y evitar ayunos prolongados”, entre otros.

También aclara que si bien el consumo de azúcar no es el único causante de enfermedades crónicas no transmisibles, sí es el principal. Los industriales opinan lo contrario. Creen que el Concejo Deliberante cordobés los han sentado en el banquillo de los acusados, haciendo a la actividad como la única responsable de la Diabetes Tipo 2, algo que científicamente no se ha podido demostrar mundialmente.

Nebbia, en tanto, remarcó que no se trata de una pelea que pueda circunscribirse al terreno político. “En rigor, no es nada más ni nada menos que la defensa de los intereses legítimos de la industria y que ha recibido el acompañamiento político e institucional de los gobernantes de las provincias productoras”, indicó el presidente del Centro Azucarero Argentino. “Ellos, a su vez, están por accionar en defensa de las economías regionales”, acotó.

En su momento, el CAA se había pronunciado con dureza. “El Concejo Deliberante de Córdoba aborda la cuestión de manera superficial, a partir de una simplificación, esto es, frente a un problema complejo y de origen multifactorial ataca a una única variable: el azúcar. Resulta así discriminatorio eliminar de las mesas un edulcorante natural y promover su reemplazo por edulcorantes no calóricos artificiales, cuyo efecto sobre la salud se encuentra severamente cuestionado”, argumentó. En tanto, el gobernador Juan Manzur, dijo que esperará la decisión de Mestre, antes de accionar. Y agregó que el intendente “aún no ha contestado ninguna de las cartas que le ha enviado el ministro de Desarrollo Productivo (Juan Luis Fernández) respecto de una reunión aclaratoria sobre la cuestión azucarera”.

Fuente: http://www.lagaceta.com.ar/nota/745328/actualidad/industriales-iran-justicia-contra-ordenanza-antiazucar.html